Un lugar en el mundo

Siempre fui de idas y venidas, de las de para atrás ni para coger impulso, de mirar hacia adelante e ir maquinando la siguiente aventura, de no parar, de no pensar, de no sentir… siempre fui de las que no ven el final de la fiesta, de las que hacen la maleta rápido y no tienen miedo a volar, ni a soñar… yo siempre fui de esas que no se quedan.

descarga

Pero el tiempo pasa por todos, y un día te paras a pensar y caes en la cuenta de que no te apetece hacer la maleta, ni empezar otra vez en ningún otro sitio que no sea donde estás ahora, que sigues queriendo vivir aventuras y que probablemente nunca dejarás de hacerlo, pero no en cualquier lugar, ni a cualquier coste… es entonces cuando descubres que tienes ya unos años encima (… una historia para otro día)… y que después de dar mil tumbos por la vida… has encontrado tu lugar en el mundo.

Y piensas que siempre te has sentido un poco bicho raro por estar bien y mal en todas partes, que puede que sigas queriendo cambiar mil aspectos de tu vida y que eso siempre será así, llámalo inconformismo o llámalo x, somos como somos y hay cosas que nunca varían, pero al menos hay un lugar definido donde queremos que eso suceda, donde queremos enamorarnos y des-enamorarnos, discutir con unos y otros,  irnos de cañas, cambiar mil veces de trabajo y no sé… buscarnos la vida.

maleta 2

Y te paras, y piensas, y sientes… y mentalmente deshaces esa maleta que llevas siempre contigo, la que siempre está preparada para casos de emergencia, la de salir corriendo, porque ya no piensas más en salir corriendo, y empiezas  planear tu siguiente aventura… en mi caso, a la sombra de un león… en el vuestro… allá donde os lleve la vida supongo…

Anuncios