De mayor quiero ser valiente

Cuando eres crío siempre te dicen que tienes que ser valiente, que no debes temer a la oscuridad, ni al monstruo que vive dentro del armario, te dicen que las cosas que te asustan únicamente viven en tu mente y no puedes dejar que tus miedos te dominen, que te impidan dormir por las noches… y tu quieres hacerte mayor pronto… para poder dormir, para dejar de tener miedo… hasta que te haces mayor.

imagenes-de-monstruos-1

Y descubres que tenían razón, ya no le tienes miedo a la oscuridad, ya no piensas que hay un monstruo que te cogerá el pie si lo sacas de la cama cuando duermes, y te das cuenta de que hay miedos peores… y desearías volver a ser niño, cuando tu madre lo arreglaba todo encendiendo una bombilla, o abriendo la puerta del armario para demostrarte que no existen los monstruos, que solo están en tu mente y que si te enfrentas a ellos… simplemente desaparecen.

Ahora, con la madurez, nuestros miedos se manifiestan de mil formas diferentes… miedo a estar solos, a que quieran estar con nosotros, a convertirnos en seres dependientes, a una total independencia, al qué dirán, a las mentes pequeñas y cuadriculadas, a no importarle a nadie lo suficiente, a perder a nuestra pareja o a la gente que queremos, a atarnos toda la vida a una misma persona… el miedo es absurdo y a la vez lógico, irracional y racional a la vez, pero a veces, aún nos mantiene despiertos por las noches, incapaces de alargar el brazo y encender la luz.

Todos tenemos miedo, y quien te diga que no miente, pero los valientes se enfrentan a sus miedos, encienden la luz y miran debajo de la cama, asumen que los miedos existen, que están ahí, pero no permiten que les paralice, ellos actúan y se enfrentan a lo que les causa temor. Yo de mayor quiero ser valiente, es la única manera de avanzar… porque las noches se hicieron para dormir… y no quiero pasarme la vida con sueño.

Anuncios